Muchas gracias a todos los que os habéis pasado por aquí durante todos estos años.

Puedes encontrarme en www.enniosotanaz.com o enniosotanaz@hotmail.com

¡Un abrazo!

Causa perdida

Udinese 2 - At. Madrid 0


No recuerdo la de veces que año tras año, verano tras verano, me he armado de esperanza e ilusión respecto a la temporada venidera del Atleti. En contra de la lógica, apelando al pasado, buscando entre mis sentimientos más profundos uno intentaba encontrar razones para poner la pasión de siempre en el equipo de mis amores. A veces pensaba que era cuestión de arreglar la defensa, otras de arreglar la delantera. En los últimos años estaba convencido de que la solución estaba en equilibrar al equipo y de una vez por todas darle la plantilla a un entrenador con criterio. No hace falta que fuese una Vedette tipo Mourinho sino que bastaba con un tipo normal, sensato, acorde con el fútbol moderno, valiente, con personalidad y sobre todo con ganas de llevar al Atleti al lugar que le corresponde. Es una causa perdida. Este equipo, o lo que queda de él, no tiene solución mientras estén al frente los que están. Nunca tendremos un equipo equilibrado, nunca tendremos el espíritu y la ambición que nos corresponde y nunca tendremos un entrenador coherente con todo eso. No interesa. No puede ser que año tras año se cometan los mismos errores. Esto tiene que ser premeditado y por lo tanto es una causa perdida.

Permitanme, antes de que se me olvide, reservar antes que nada unas palabras para manifestar el absoluto desprecio que me produce la propuesta futbolística del Udinese. Fiel heredero de la tradición italiana más rastrera los italianos han ganado un partido de libro según el código transalpino. Catenaccio todo el partido en su propio campo esperando una jugada fortuita o un error del rival. Anti-fútbol en estado puro. Me repugna cuando lo veo en mi equipo así que se me escapa el calificativo cuando lo veo en el rival. Que mis críticas al Atleti no se interpreten como elogios a un equipo, el Udinese, que no merece ningún éxito jugando así.

Ahora bien, el Atleti tiene lo suyo. Al acabar la primera parte los “simpáticos” locutores de Cuatro y el timeline de mi twitter parecían estar de acuerdo en que los madrileños estaban haciendo un buen partido. Yo mismo tenía esa sensación aunque siempre con el resquemor de que faltaba algo. Era obvio. Bastaba pararse a pensar. No habíamos tirado una sola vez a puerta en los 45 minutos. Entonces es cuando empiezan a encajar las piezas. Enfrente teníamos unos italianos con diez tipos en la frontal sin ningún interés por el balón, artefacto que cuando caía en sus pies enviaban lo más lejos posible. No parece muy meritorio ni justo presentar el dominio del balón y del juego como el gran bastión del poderío colchonero. Sobraba Gabi y faltaba fútbol. ¡Qué casualidad! La primera parte fue eso: circulación lenta y etérea, juego horizontal, intentos esporádicos de Pizzi de desbordar (siempre lejos de la portería), Diego tratando de entrar en el patatal de centro del campo que habían montado Gabi, Asunçao y los italianos y muy poco más. Algo visto una y mil veces. El ilusionante 4-3-3 que el trilero de Manzano vendía en las redacciones deportivas de este país a principio de temporada se ha transformado en un 4-2-3-1 de toda la vida que pasa a 4-5-1 cuando le entra el canguelo al profesor, que es prácticamente siempre. Un sistema, que como todos los sistemas, es bueno o malo dependiendo básicamente de los jugadores y la misión que se les asigne en esa posición. Manzano, como ya hizo en su primera versión, decide construir su equipo alrededor de un doble pivote de picapedreros con discutibles aptitudes físicas pero indiscutible incapacidad para crear fútbol y mucho menos para hacer que el resto del equipo lo cree. Lo de siempre, un planteamiento destructivo en el centro del campo que deja la posible elaboración siempre al libre albedrío y siempre lejos del centro del campo. Antiguamente por lo menos teníamos jugadores que eran capaces de hacerse las jugadas ellos solos y de eso hemos vivido muchos años. Torres, Forlán, Agüero,...Ahora no tenemos nada de eso. Diego es un gran jugador que juega fuera de sitio y nada arropado. Es como jugar a la Play Station y poner a Messi de lateral derecho. Falcao no sabemos si tiene lo que dicen que tiene (se supone que si) pero sabemos fehacientemente que no tiene lo que le pide su entrenador. No lo tiene y no lo va a tener. Los que salen en las bandas son irrelevantes y lo son porque ni ellos mismos saben que es lo que tienen que hacer más allá de tapar a su rival. El Atleti de Manzano dicen que quiere el balón pero no es verdad. El balón se lo dan y al igual que siempre no sabemos que hacer con él. Gabi y Asunçao y Mario y Costinha y De los Santos y Raúl García y...no saben que hacer con él.

La segunda parte fue lo mismo pero peor. Más deslavazado, más feo, más lento, más impreciso y mucho más aburrido. Godín mandó el balón a las nubes a cinco metros de la portería pero también Courtois tuvo que emplearse para marrar una estirada de los italianos. Ahí se acabaron las oportunidades hasta el minuto 88 en que un rechace en el área acaba en los pies de Benatia (y en los de Perea) y así, de rebote, marca el primer gol. Más italiano no podía ser. El ulterior intento a la desesperada del Atleti por intentar equilibrar el marcador obtuvo como premio todo lo contrario, el segundo del Udinese tras un contrataque culminado por Floro Flores.

¿Injusto resultado? Probablemente. ¿Merecía ganar o tan siquiera empatar el equipo italiano? Por nada del mundo. ¿Merecía ganar el Atleti?...no lo tengo nada claro. Si hacemos las cuentas de otra forma el Udinese sabía perfectamente a lo que jugaba. El Atleti no. Ambos tuvieron casi las mismas oportunidades que fueron casi ninguna.

El Atleti es una vez más un fraude que además no tiene visos de mejorar. La prensa del régimen insiste en decir que el problema es la falta de gol. No. El problema es la falta de juego. La falta de creación de ocasiones de gol. La falta de fútbol. Pero es difícil jugar al fútbol con un equipo que sitúa los pilares de su esencia en Gabi, un jugador que nunca debió haber vuelto por segunda vez al Atleti pero que ya va por su tercera resurrección. Mientras Gabi y Asunçao/Mario sean el eje del centro del campo en este o cualquier otro equipo, este o cualquier equipo no pasará de dónde se encuentra ahora mismo:la más absoluta mediocridad. De la misma manera me temo que mientras este Manzano en ese banquillo no veremos otra cosa y de la misma forma entiendo que mientras esté MA Gil dando vueltas a la M-30 y teóricamente dirigiendo el Atlético de Madrid seguiremos teniendo Manzanos en el banquillo y Gabis llevando la manija del equipo. Lo dicho, una causa perdida.

Beck - Lost Cause
(Sea Change/2002)

5 comments

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO 21 oct. 2011 13:06:00

donde están los que decían que teníamos un equipazo y que eramos la leche por golear a los colistas de Primera ?????

Ricardo 21 oct. 2011 15:00:00

Ennio, no estoy de acuerdo en achacar tanta culpa a Gabi. De hecho, desde que salió del campo entramos en la fase autodestructiva. No aporta lo que debiera, pero no fue el peor -pese a jugar mal- gracias a compañeros como Juanfran o Godín. Por no reescribirlo, te pego parte de lo que he opinado en Sentimientoenrojoyblanco aunque sea un poco tostón:

-Gabi, mal, sí. Pero le da un pase de gol a Falcao en una contra, y es el único que intenta el tiro desde la frontal -junto con el Chuloquecastiga-. Aparte de esto, tiene que ser el lanzador de los balones parados, porque Diego no da una, especialmente por la estupidez de las estrategias. Tenemos un balón para centrar desde la línea de fondo y al mejor cabeceador del mundo, sacando al área hemos hecho varios goles, y en cambio sacamos en corto sin generar ningún peligro una y otra vez. ¿MANZANO, IDIOTA, ES QUE NO TIENES OJOS EN LA CARA? El caos final se produce cuando sale Gabi del campo, aunque parece que a todo el mundo se le olvida. El propio Iñako dice que no dio la talla, cuando resulta que él deja el campo con 0-0 y sensación de dominio sin profundidad ni intención. Y en veinte minutos sin él no hacemos ni el huevo, nos dominan y perdemos por 2-0. Por mediocre que esté, era el que contribuía algo a la salida del balón.

-El bueno de Asunción no es blanco ni tinto ni tiene color (metafóricamente). Defiende más que ninguno de los otros, pero entra como un búfalo cafre, con lo que si no llega anticipándose es falta segura. Y en la salida del balón tiende a los fallos lamentables, como una que le intenta echar a Perea y entrega directa al rival, y es el colombiano el que le enmienda el error (¿recordais la jugada, en la segunda parte?). Y cuando sacan a Gabi demuestra que no ayuda nada a sacar el balón, que a partir de ese momento va a dirigir...

-Godín. Para mi el peor de largo. No solo por las dos ocasiones claras que tiene y que falla. Ni porque le saquen casi por decreto (¿GOYITO, QUÉ EQUIPO HACE ROTACIONES EN LA LÍNEA DEFENSIVA, CARAPOYA INTEGRAL?) en detrimento de Domínguez, que es mejor, más joven y canterano. Sino porque desde el minuto 77 que saler Gabi, se erige en el que saca el balón desde atrás. Y lo saca a patadas. ¿para qué coño sirve hacer un cambio ofensivo (meter a Adrián) si luego vas a regalar todos los balones desde la defensa? Por favor, si alguien recuerda alguna jugada en los últimos veinte minutos en la que Godín no diera un patadón, que me refresque la memoria. A esas alturas Diego ya no estaba para muchos trotes y no ayudaba a salir, y Asunción no se si por cansancio o inoperancia tampoco. Así que Godín al rescate se viste de RG y regala cada posesión.

-Diego. Ya sabemos que es mejor que ninguno. Pero el muchacho no la suelta rápida ni a tiros, y no le sale casi nada. Está un poco JAR, para que me entiendan. Lento y torpón, le salva de las críticas que le rodea una horda de putos infraseres, pero no está ni al nivel del Reyes del año pasado. Si el iba a ser la piedra sobre la que edificar nuestra iglesia, mal vamos, porque no se echa el equipo a la espalda (Torres style) ni saca goles de la nada (Kun style).

-Koke. Creo que su salida ayer, a falta de unos minutos y cuando el partido era una mierda le sentó como un tiro. No va convocado durante 3 partidos, y luego lo tien calentando 40 minutos para sacarlo en plan juvenil: (leer imitando a Torrente) "Venga, cahaval, dale a la pelotita".

Y el chaval, que es internacional, bueno, y consciente de serlo, sale al campo a hacerlo mal a conciencia. Porque lo del festival de dársela a Perea, al otro, a Perea de nuevo... a falta de unos minutos y perdiendo no me parece ni normal. Su rabieta nos cuesta un gol, y creo que un entrenador serio le pondría las peras a cuarto. Claro que un entrenador serio seguramente no lo humillaría de ese modo.

Ennio Sotanaz 21 oct. 2011 17:39:00

Fernando, supongo que seguirán diciendo lo mismo agarrados al mantra de la "mala suerte". No hay más ciego que el que no quiere ver.

Ricardo, yo no digo que Gabi fuese el peor. Lo que digo es que Gabi es un jugador más bien normalito, con más virtudes defensivas que ofensivas, que jamás puede ser la referencia constructiva de un equipo como el Atlético de Madrid. Lo que digo es que no puedes hacer que desplaces a jugadores como Diego o Tiago o Turán para colocar en las posiciones privilegiadas del centro del campo a Gabi y Asunçao. Gabi no es un jugador para llevar la manija del Atleti y si me apuras ni para ser titular y eso es algo que se ha demostrado no ya una vez sino que se volvió a demostrar poco después y vamos camino de la tercera demostración (¡tres veces hemos repescado a Gabi y las tres ha hecho el ridículo!).

El partido se desploma con la salida de Gabi porque Manzano es un inútil. Si diseñas un centro del campo físico y picapedrero durante 80 minutos y plantea el partido ahí (que es lo que quiere el rival) no puedes desguarnecer de físico el centro del campo cuando quedan diez minutos, está todo el mundo cansado y no has sido capaz de tirar una sola vez a puerta. Aun así, la jugada del gol de ellos llega por pura chiripa.

Un saludo,

Anónimo 21 oct. 2011 20:29:00

A tomar por el mismisimo Gil y Cerezo. !Que canción mas bonita¡ Imagínate este tema, con las imagenes del Atleti a camara lenta proclamándose campeón de Liga en el Bernabeu!.
Como tu bien dices " Los sueños sueños son".

Saludos Alberu.

Un punk ignorante 21 oct. 2011 22:28:00

Muy bueno el blog, te dejo el mio

http://cordurainsana.blogspot.com/

Nos leemos, saludos.