Muchas gracias a todos los que os habéis pasado por aquí durante todos estos años.

Puedes encontrarme en www.enniosotanaz.com o enniosotanaz@hotmail.com

¡Un abrazo!

Último cigarrillo

Una frase típica de entrenadores malos y perdedores es esa que dice que no hay que juzgar la labor de un proyecto hasta que se llega al final. Jamás he estado de acuerdo con ello y no voy a empezar ahora. Me parece una solemne estupidez que puede tener sentido en ciertos casos pero no siempre. Si un estudiante no da ni chapa durante todo el años es absurdo esperar al cero de septiembre para decir que es un vago. De hecho es mejor asumirlo cuanto antes para intentar cambiarlo. Me niego a pensar que el proyecto deportivo del Atlético de Madrid 2011-2012 sería uno u otro dependiendo de si el Sporting de Gijón mete o no mete un gol hace un rato. Si lo piensan es absurdo. 

Ya tendremos tiempo de juzgar con argumentos la temporada del Atleti pero les adelanto que para mí no merece otro calificativo que lamentable. Y si, ni Europa League ni otras historias pueden hacerme olvidar que hemos quedado quintos en una temporada en la que el tercer puesto (no digo ya el cuarto) ha estado más barato que nunca. El diseño del proyecto fue horroroso (suponiendo que hubiese diseño que yo pienso que fue todo pura improvisación), la elección de Manzano un error catastrófico que además se veía venir porque llovía sobre mojado, la confección de la plantilla un ejercicio de ingeniería de la comisión que dio como resultado un equipo con calidad en algunos sitios pero treméndamente desequilibrado en otros y sólo la contratación in extremis del Cholo Simeone consiguió poner un tapón que cerrase el desagüe por el que se marchaba todo. 

Pero aquí estamos. Finalizada la liga y en esa quinta posición que no vale para nada. Tras un partido en el madrigal de Villarreal que sirve para poner a los castellonenses en segunda lo que me produce una tristeza tremenda ya que tengo el mejor de los conceptos por la propuesta deportiva de este modesto equipo. Una pena que espero que resuelva en tan sólo un año. ¡Ánimo! 

El partido fue un nuevo ejercicio de solidez y profesionalidad del equipo de Simeone. El Cholo salió con todo lo que tenía y en seguida se puso a dominar el partido sin que en ningún momento pareciese que la plantilla estuviese cansada por las celebraciones. Enfrente un Villarreal muy nervioso, más pendiente de no encajar goles que de tratar de desplegar su fútbol. El dominio Atlético no se tradujo en goles y poco a poco se fue diluyendo frente al empuje levantino que consiguió meterse en el partido. Aun así el verdadero triunfador de la primera parte fue el aburrimiento que se apoderó de todo y de todos. Dos equipos contenidos y colocados que dejaban pasar los minutos. 

Al descanso el resto de partidos estaban con el mismo marcador de cero-cero. La sensación era que empezaría a tomar color cuando alguien rompiese el equilibrio y ocurrió al poco de comenzar la segunda parte cuando el Zaragoza marcó en Getafe y el Málaga en su estadio. Por pura lógica esto debería haber espoleado al Villarreal y atenuado al Atleti pero ocurrió exactamente todo lo contrario. El Atleti se hizo definitivamente con el partido mientras los amarillos se perdían en su propio nerviosismo. Las ocasiones llegaban por parte madrileña cada vez con más peligro hasta llegar a la cima que supuso un remate de Filipe Luis al larguero. La grada se mordía las uñas y los aficionados al fútbol nos preparábamos para un final de liga apasionante. 

Entonces apareció el cabezazo espectacular de Falcao tras un córner que ponía el 0-1 y el estadio se quedó helado. Seguían estando en primera pero a expensas de lo que ocurriese en vallecas dónde Rayo y Granada empataban a cero. Con el tiempo casi concluido Tamudo marca en vallecas lo que dejaba en segunda al submarino amarillo que es lo que finalmente ocurrió. Un gol del Sporting en ese momento hubiese puesto al Atleti en Champions pero puede que no hubiese sido justo. De todas formas, ¿desde cuando el fútbol es justo? 

Fin de fiesta. Esta todo dicho. El fin de esta historia es simplemente el principio de la siguiente que vendrá enseguida y que hará olvidarnos de todo. O no. ¿Quién sabe? Fútbol es fútbol, que diría el maestro. 38 jornadas. 38 canciones. Es la hora del último cigarrillo... 

Ed Harcourt - Last Cigarette


2 comments

Anónimo 14 may. 2012 10:31:00

Tengo una teoría un poco retorcida, y que espero equivocarme, pero me da un tufillo de realidad.
No crees que para estos hijos de.... de directivos ha salido la temporada perfecta. Dirán que luchando por un puesto champions hasta el final, con un título europeo ganado y otro que se jugará en verano, con el esfuerzo que se ha hecho para hacer la plantilla, patatín patatán, pero en verano nos joden la plantilla, venden todo lo posible para llenarse una vez mas sus bolsillos. Saldrán llorando diciendo que no hay dinero (que busquen en sus cuentas que ahí es donde está), que es necesario vender para cuadrar cuentas y las mismas gilipolleces de todos los veranos, con ayuda de sus amigos de la prensa.Que asco.
P.D. Se confirma que el fútbol una vez mas ha sido injusto. El Villareal desciende ofreciendo en la mayoría de las ocasiones un juego atractivo, que otros con propuestas feas y aburridas se salvan. No es el caso de mi querido Rayito (que sufrimiento) que se complicó la temporada sin necesidad.
¡AUPA RAYO!
Borch

Cex 14 may. 2012 17:18:00

El partido de ayer fue aburrido, ni siquiera la emoción del descenso o de la clasificación para la Liga de Campeones lo hizo animado. Lo siento por el Villarreal y me alegro por el Rayo.

Califico la temporada de regular gracias al título conseguido de manera brillante. Hace dos años, con el mismo título, conseguido de casualidad, y la final de Copa sí que la califiqué de lamentable. Aquel año el Atlético dio vergüenza en Liga y Liga de Campeones; este año ha sido malo en Liga pero mucho mejor que con Quique. Un Quique, al que por cierto, he oído hace poco «explicar» porqué se jugaba tan mal y al que el tiempo le ha dejado en entredicho en aquello de los cuarenta años para volver a ver al Atleti campeón.

Coincido en la teoría de Borch. No es retorcida, lo que es retorcido es el comportamiento de Gil Marín y su cara también, claro. Quiero hacer hincapié en algo tremendamente esclarecedor que dijo Calam en junio del año pasado hablando del modelo deportivo del Atleti: «la contratación de jugadores jóvenes con proyección que quieran desarrollarse y crecer en nuestra entidad sin que tenga necesariamente que ser su última estación»*. Lo dijo en pleno «caso Kun» y es aplicable al inminente «caso Falcao» y al más que posible «caso Adrián».

Comienza el mercadeo de jugadores, comienza la temporada alta de los negocios de Gil Marín.

Por último dejo una pregunta-reflexión: ¿cuántas temporadas ha necesitado el Málaga con un presupuesto similar al que maneja Gil Marín para entrar en la Liga de Campeones?

(*) http://www.clubatleticodemadrid.com/Web/noticia/template_noticia/noticia1.php?idnoticia=24967&previo=0&page=3