Soñar todo el día

At. Madrid 4 - Sporting de Gijón 0


“Tengo un montón de pensamientos, un montón de planes. He perdido mucho sueño intentando entender... podría soñar todo el día”

Durante muchos años, los últimos, ver un partido del Atleti no era en la mayoría de ocasiones un ejercicio verdaderamente gratificante y la bondad del mismo estaba significativamente (casi exclusivamente) ligada al resultado. Ganando se conseguía olvidar el sopor que, a excepción de que Torres o el Kun (o Forlán en sus tiempos) inventasen extravagantes obras de arte, solía perfumar los 90 minutos. Perdiendo la desazón era difícilmente justificable. Las pesadillas eran recurrentes y los sueños pasaban por inesperados golpes de suerte o consecuencia de entregadas plegarias al Dios de las musas para que éstas acompañaran a nuestros jugadores franquicias. No sé si será un oasis en el desierto o un espejismo con fecha de caducidad pero el Atleti de este año es otra cosa. Es un equipo. Es un equipo equilibrado. Es un equipo equilibrado que juega al fútbol. Es un equipo equilibrado que juega al fútbol y gana. Con este Atleti si. Con este Atleti si podría estar soñando todo el día.

He dicho y mantengo que no soy muy aficionado a las rotaciones. Me parece un buen sistema para hacer equipo con plantillas compensadas y un estilo de juego muy claro y definido. Dos cosas que el Atleti hace mucho tiempo que no tiene y que es pronto para saber si ahora tenemos. No me parecía acertado pero Manzano parece empeñado este año en demostrarme que estoy equivocado y yo jamás he estado en mi vida más contento de que me lleven la contraria. El Atleti cambio todo el centro del campo en las anunciadas rotaciones pero el equipo y sus señas de identidad no lo hicieron. El Atleti salió a ganar sin titubeos y a ganar teniendo el balón y jugando al fútbol. Con esas premisas volvió a hacer una primera parte que salvo en los minutos finales fue prácticamente perfecta. avalancha rojiblanca que dominaba el juego el tempo y el balón y que el Sporting no podía controlar. Las ocasiones se sucedían y cuando no era Cuéllar quien evitaba el gol (por ejemplo tras violentísimo remate de Koke) era el lamentable árbitro que nos ha tocado hoy (el ínclito Iturralde) el que lo hacía anulando un gol legal al bueno de Falcao. Pero al Colombiano le sobran goles para dar y tomar. Es un jugador excepcional del que me da cierto rubor haber dudado. Sigue siendo un jugador del montón en la creación pero estamos hablando de un delantero y como delantero es sobrenatural. Siempre está colocado, tiene un instinto fuera de lo común y un repertorio de remates único. Lo remata todo y lo remata bien. Si el Atleti sigue en esta línea se va a hartar a meter goles. Si encima funciona la táctica a balón parado (otra cosa que había desaparecido en el Calderón) ya puede ser escandaloso. El gol anulado había venido ya de córner y también lo hizo el definitivo 1-0 tras otro buen saque de Gabi que es rematado de cuasi-chilena por Falcao y tocado antes de entrar por un defensa asturiano. Al igual que pasó el domingo la sensación tras abrir la lata era de goleada.

Pero el Sporting, al igual que su entrenador, es un equipo valiente que a pesar de estar en horas bajas y de dar síntomas preocupantes tiene ese poso de orgullo que lo hizo irse arriba y aumentar una marcha lo que provocó una pequeña pájara de los colchoneros. Pájara que se extendió también y de forma más significativa durante los primeros minutos de la segunda parte de forma preocupante. Asunçao mostraba más dificultades de las normales con el balón (probablemente por el cansancio) y Manzano decidió cambiarlo por Mario Suárez, gesto que agradeció el equipo y la grada. El equipo se asentó, volvió a tomar el control y poco después conseguía certificar la victoria con un remate de Domínguez tras un nuevo córner bien sacado por Gabi. A partir de ahí el festival de Radamel Falcao que podía haber metido los goles que le hubiese dado la gana. Hoy hizo dos más y tiró un espectacular remate al larguero. El primero tras revolverse en el área quitándose defensas que le querían quitar el balón y armar un latigazo que dejaba el gol en la red. El siguiente tras un remate de cabeza espectacular que dejaba el gol en la escuadra. Si hay alguien lo suficientemente grande para robarle el cantito a Radomir Antic (palabras mayores) probablemente sea este Radamel Falcao que nos ha caído como agua de Mayo.

Durante los últimos años el partido contra el Barça era un trago a pasar. Los días de antes quería que nunca llegase y los día de después quería que corrieran rápido para olvidarlo. Hoy no. Sé que lo normal es que gane el Barça pero tengo la ilusión de ver ese partido y de ver a mi equipo disputarlo. Espero que pase lo que pase no renuncie a sus nuevas señas de identidad. Será la prueba definitiva de que se puede soñar.


The Posies - Dream All Day
(Frosting on the Beater/1993)


6 comments

magerit 22 sept. 2011 3:57:00

Grande Falcao, hoy he oído que un compañero refiriéndose a el dijo, que en los entrenamientos le tiras un micro-ondas y lo remata de cabeza.

Pero además del poder rematado, yo destacaría tres cosas en el equipo:

1ª Jugadas a balón parado, desde los tiempos de Pantic este recurso no nos ha dado mucho resultado, pero esta temporada con lanzadores como Diego y Gabi nos está dando muchos goles, y Turan y Reyes en la recámara.

2ª El centro del campo, no solo circula bien el balón sino que no se pierden balones tontos y es una delicia ver que en las salida de balón de la zona defensiva siempre hay centro-campistas ofreciéndose.

3ª Defensa, "SOMOS EL EQUIPO MENOS GOLEADO", 1 gol en contra en cuatro partidos, y sin usar el pelotazo como recurso habitual.

En cuanto al próximo partido contra el Barcelona, seguro que vamos a ver a dos equipos jugando de igual a igual y peleando por la victoria hasta el último minuto. ¿Resultado?, cualquiera menos un empate.

Saludos

Anónimo 22 sept. 2011 4:20:00

Estoy muy, muy, muy contento de como estoy viendo este año al equipo,que siga, pido que siga para poder creer...creer hasta vencer.


Alfonso

Perico 22 sept. 2011 10:58:00

Después de los Teenage Fan Club, lo de los Posies ya no me sorprende. Tendré que bucear por tu otro blog. Si hay algo que me gusta más que el fútbol y el Atleti es la música.

Gracias y enhorabuena por tus excelentes críticas, para mi mejores que las de muchos periodistas (laa gran mayoría). Te pido que sigas igual, hablando de fútbol, pues a mí me gustan así las crónicas, sin que sea necesario describir goles o jugadas.

Me gusta que se incida en las claves, en los motivos que han provocado el resultado, la superioridad de un equipo sobre otro. Las causas. Eso ya nadie lo hace.

Supongo que tú leerías las excelentes crónicas de futbol y toros de El País en los 80 (Miguélez, Relaño, Segurola, José Damián González, y el gran Joaquín Vidal en toros).

Anónimo 22 sept. 2011 13:12:00

Que bonito es el fútbol cuando se juega al fútbol.
En las anteriores temporadas después de salir del Calderón llegaba a casa e intentaba ver al Barcelona para poder ver un poco de fútbol. Ayer me tome una cervecita viendo no se que mierda en la tele, ya había visto suficiente y buen fútbol.
Esperemos que siga así toda la temporada y con por fin sea un placer asistir al Calderón.

Ennio Sotanaz 22 sept. 2011 16:41:00

Magerit, lo de la estrategia a balón parado es tan obvio que duele. Especialmente si lo comparas con lo descuidada que estaba esta parcela en los últimos años. Y lo de llevar un gol en contra y no repetir el mantra de lo mala que es nuestra defensa es consecuencia de jugar todo el partido en campo contrario. Es así. Si tus defensas están en contacto con el balón la mayor parte del tiempo y el balón está cerca de tu área lo normal es que existan fallos y que el fallo sea letal.

Yo también Alfonso, 

Gracias Perico. Hubo una vez en la que uno abría el periódico y lo que leía era tan bueno y estaba tan bien escrito que ni se me ocurría buscar otra cosa. Asumía que siendo de ciencias como soy eso era labor de profesionales. Lamentablemente el nivel hoy es tan patético que el intrusismo periodístico está infinitamente por encima de la profesión. Basta darse una vuelta por la red para verlo. Comparar a Segurola con la mayoría de gañanes que escriben o hablan de fútbol en los medios oficiales con el título de periodista es comparar cosas que no tienen nada que ver.

A los Posies también he acabado conociéndolos en persona (a Ken Strigfellow, en realidad). Quién me lo iba a decir a mí cuando hace mil años les vi en la extinta Revolver de teloneros de…¡Teenage Fanclub!

Voy a intentar que todas las crónicas estén basadas en una canción aunque no sé si podré conseguirlo.

Gracias también por tu comentario Anónimo.

Un saludo,

Perico 23 sept. 2011 0:56:00

Mi hermano tiene un blog de cocina (un diletante en la cocina.com) y en cada entrada hace referencia a una receta y a un cuadro.