Muchas gracias a todos los que os habéis pasado por aquí durante todos estos años.

Puedes encontrarme en www.enniosotanaz.com o enniosotanaz@hotmail.com

¡Un abrazo!

Dejándolo

Sporting 1 - At. Madrid 1

Leí una vez en algún sitio que dos de los grandes problemas de la humanidad eran la hipocresía y la incoherencia. De la hipocresía evitaré hablar aquí porque me parece que es un concepto que básicamente monopoliza el mundo de la política (aunque en todas partes cuecen habas). Me centraré en la incoherencia que es algo que me pilla más de cerca. Y es que uno de los efectos más devastadores que está teniendo esta desastrosa gestión del heredero Gil es precisamente el provocar un estado de inseguridad en el subconsciente del aficionado colchonero, que muchas veces nos arrastra hasta el abismo de la incoherencia. Creer que un quinto puesto es un éxito, plantearse que perder para perjudicar al Real Madrid es una opción, entender que salir a empatar en la mayoría de los campos es “normal”, asumir que jugar al contrataque es colgarte de tu larguero con once y esperar que suene la flauta,...Todo ello es radicalmente incoherente con la historia, la esencia y el presupuesto del Atlético de Madrid pero ha estado aquí hasta hace cuatro días.

Por eso hoy, tras empatar en Gijón por tercera vez consecutiva en liga, en el momento el que los agoreros y pesimistas comienzan a levantar su voz para enjuiciar con aliento rancio la labor del Cholo Simeone yo prefiero agarrarme a la coherencia que siempre busco (y no siempre encuentro). Durante años he tratado de reclamar una idea, un esqueleto, un discurso, una forma de juego en la pudiera reconocerme. Bien, ha llegado. Me reconozco en este equipo. Me siento muy orgulloso de que hoy Clemente, hace unos días el entrenador de la Lazio y antes el del Racing,... digan que se han enfrentado a un equipo muy bueno y terrible. Eso es exactamente lo que quiero, que todos dentro y fuera de este bendito equipo sepan que estamos hablando del Atlético de Madrid. Nunca he sido resultadista y estoy convencido de que la pelotita, al final, acabará entrando.

El partido de hoy es evidente que no ha sido tan vistoso como los anteriores. Era difícil mantener el nivel pero probablemente a ello ha colaborado el nuevo espíritu que ha implantado el infatigable Clemente en el Sporting. Al vizcaíno se le puede achacar lo que se quiera pero la capacidad de impregnar coraje es obvia y evidente. El equipo asturiano ha saltado al campo supervitaminado y con la lección bien aprendida. Agresividad y corte de ritmo al rival. El Atleti, algo más espeso que otras veces en la circulación, salía nuevamente bien plantado y tácticamente arropado pero sin tanta fluidez. Aun así, bien pronto pudo ponerse por encima en el marcador si Falcao no hubiese marrado una clarísima ocasión a tres metros de la marca del gol. Más claro todavía fue un remate de Godín a salida de córner, que con la puerta vacía incomprensiblemente manda el balón por encima del larguero. El Atleti poco a poco se adueñaba del balón y del partido mientras la furia rival de desgastaba de forma innocua. El primer gol parecía claro que llegaría por parte colchonera y así fue aunque con un poco de suerte. Adrián se va en velocidad hacia la portería en un gran arranque pero en lugar de abrir a sus compañeros o tirar a puerta, hace una cosa intermedia que hubiese acabado en nada de no ser por un defensa del Sporting que la mete en propia puerta.

El partido parecía claro y controlado pero los de Gijón no estaba por la labor de dejarse arroyar. A base de fuerza, pundonor y vehemencia lograron quitar el balón al rival y meter al Atleti en su campo. Un Atleti que no acertaba con la tecla para contrarrestar el empuje asturiano y que empezó a defender más de la cuenta. Aun así el empate llegó con algo de suerte también. Una especie de melé en el área que deja un balón suelto y que Eguren se queda (con la mano) para meterlo en la red. Empate que ponía justicia en el marcador al esfuerzo de unos y otros pero no al fútbol ni a los méritos futbolísticos.

La segunda parte fue más divertida, más abierta, más toma y daca pero no sirvió para modificar los guarismos. Y no se modificaron por la sospechosa y preocupante falta de puntería de Diego, Salvio, Adrián y sobre todo Falcao. El Colombiano es un prodigio de derroche, facultades y ojo, juego. El problema es que está fallando más de la cuenta. Y esa fue toda la historia de la segunda parte. Toma y daca, llegadas del Atleti y paradas del portero rival. Por el camino una preocupante lesión de Diego (muscular, más que probable baja para el Barça) y la certeza de que el fondo de armario diseñado (dicen) por Caminero es una basura. No tengo muy claro que la misión de Caminero en este equipo no sea exclusivamente la de pasear su, no muy higiénica, barba por las ruedas de prensa mientras el señor de las vueltas a la M-30 se busca sus comisiones, pero sea quién sea el que diseñó esta plantilla es lamentable y lo acabaremos pagando. La salida de Salvio por un excelente Koke no sirvió de mucho (aunque el argentino no estuvo tan rematadamente mal como acostumbra) pero es que la de Pizzi por Adrián fue literalmente insultante. El portugués es como el ánima de Fiz de Cotovelo pero al revés. Está pero no se le nota. Nunca. Con lo que costó su fichaje hay equipos profesionales que conforman todo su presupuesto. De locos.

Así que empate a uno. Mal resultado buenas sensaciones. La misma película de los últimos partidos. Puede que en el futuro nos lamentemos de los puntos perdidos. Puede. Puede que todo esto se desmorone y en el futuro nos acordemos de esos días en los que soñábamos. Puede. Puede que uno este obnubilado por aquello que tanto desea ver y no sea capaz de ver la realidad delante de sus ojos. Puede. Puede que todo lo anterior sea así o no pero me da igual. Yo creo en esta forma de equipo así que no quiero seguir aferrado al pesimismo. Estoy dejándolo.

Josh Rouse - Givin’ it up

1 comment

superatleti 20 feb. 2012 17:23:00

Mi impresion es que no hay suficiente gasolina para todos los partidos de la temporada, con este banquillo y con la hemorragia de puntos sufrida por Manzano

Un saludo