Muchas gracias a todos los que os habéis pasado por aquí durante todos estos años.

Puedes encontrarme en www.enniosotanaz.com o enniosotanaz@hotmail.com

¡Un abrazo!

Tarugos

At. Madrid 4 - RCD Español 0

Hace ya unos cuantos años un entrenador de esos que son anónimos y tienen que hacer labores oscuras dentro de la casa tuvo que coger un primer equipo que se desangraba gracias al desastre del enésimo entrenador revelación que fichaba el Atlético de Madrid (y los que faltaban por venir), cogiendo una plantilla descompensada, pensada con los pies y con el cerebro de un funcionario de un equipo destinado a pelear por mantener la categoría. Lo normal en los últimos años, vamos. Aquel entrenador se llamaba Pepe Murcia (el interino que cogió las riendas) y yo lo recordaré toda mi vida porque incrustado en la atroz década del fútbol rupestre y sin ser absolutamente nadie dentro de ese circo tuvo la “desfachatez” de quitar el enterno doble pivote del centro del campo (en nuestro caso y desde hace una década siempre ocupado por dos tarugos a cada cual más básico) y ceder a un jugador bajito y frágil llamado Ibagaza una de las plazas de la zona noble. El equipo ganó siete partidos seguidos, salió de los puestos críticos y práctico probablemente el mejor fútbol de los últimos años (sin duda los mejores minutos de Ibagaza con esa camiseta) especialmente teniendo en cuenta la calidad de la plantilla y si lo comparamos con los jugadores que vinieron después. Un desgraciado partido frente al Sevilla en el Calderón que desquició a todo el mundo truncó la racha colchonera aquel año y probablemente para siempre el futuro de aquel señor que no obtuvo la confianza de los inútiles que dirigen al Atlético de Madrid y que le quitaron el primer equipo al acabar la temporada.

Muchos años después, por primera vez desde entonces, el equipo ha prescindido del doble pivote de tarugos para ceder una de esas plazas al único jugador centrocampista de la actual plantilla que es capaz de jugar al balón y crear algo parecido al fútbol. Un jugador que no es nada del otro mundo y que probablemente jamás podrá llevar las riendas de un equipo de nivel pero eso es lo que tenemos lo que supone otra prueba más de lo bien que está confeccionada esta plantilla. El “valiente” planteamiento ha provocado que el portero pareciese mejor, que la defensa apenas cometiese errores, que Asunçao pareciese mejor de lo que es, que Reyes y Simao entrarán en juego más que nunca y defendiesen más que nunca, que Forlán se redima con el gol y que Agüero se saliese. ¿Es Jurado Dios? Ni mucho menos. Lo que ocurre es que teniendo tú el balón es difícil que te hagan ocasiones y que para que nuestros hombres de arriba (o de banda) puedan demostrar lo bueno que son lo mejor es que reciban el balón en condiciones que no atenten contra la declaración de derechos humanos.

El partido contra el Español no tiene más lecturas. Eso es lo que ha pasado. El equipo tuvo el control del partido desde el principio y no lo soltó hasta el final. Así de fácil. Así de difícil. El equipo es malo y está mal construido pero aun así, estando colocados y tratando de buscar lo mejor de cada uno, debería ser capaz de ganar la mayoría de partidos en el Calderón y alguno suelto fuera de casa. Tristes aspiraciones para un equipo con supuesta solera pero que el espíritu de hidalgo no nos impida ver el bosque: esto es lo que tenemos.
No se echó de menos a Antonio López (ni mucho menos), ni a Pablo, ni por supuesto a Raúl García o Cléber Castaña. Hoy por hoy el sinvergüenza de Reyes es infinitamente más titular que Maxi y Simao es mucho más Simao cuando se preocupa más de la portería contraria que de la propia.
Son simplemente tres puntos pero puede ser un buen sitio en el que coger fuerza para impulsarse. Espero y deseo que Quique, un tipo que no me inspira confianza en este sentido, apueste por este dibujo al menos en los partidos de casa o contra equipos que sabemos se van a cerrar. Creo que por ahí pasa el éxito que en la temporada 09/10 se traduce por no pasar apuros peleando el descenso.

2 comments

fernando 30 nov. 2009 10:32:00

No me fío que Quique use muchas veces el mediapunta. Hoy creo que lo uso por circunstancias como las bajas de Cléber y Raúl García. En el Valencia, siempre usa el doble pivote.

No hay reglas fijas sobre si jugando con mediapunta o doble pivote, vas a ganar seguro. Depende de cada equipo y los jugadores que se dispongan, si tienes un equipo de nivel bajo y sin calidad, no se puede hacer mucho. Pero si se tienen buenos jugadores hay que apostar por la calidad.

un abrazo.

India rojiverde 30 nov. 2009 21:32:00

Se jugaron grandes partidos el año pasado con el doble pivote. Yo creo que fue más la actitud del equipo (o del contrario) que del dibujo táctico en sí.

Eso sí, espero que Quique siga arriesgando y probando dibujos y alineaciones distintas. No está de más algo de competitividad en la plantilla para incentivar a los jugadores.